Descripción general

La calidad del aire en el Port de Barcelona (pdf)

La preservación de la calidad del aire del entorno portuario es una prioridad para el Puerto de Barcelona. El tráfico rodado, las obras de ampliación y mantenimiento de la infraestructura, los barcos y la maquinaria utilizada en las operativas portuarias generan emisiones de gases y de polvo en la atmósfera que influyen sobre la calidad del aire del propio recinto portuario y de las áreas urbanas cercanas. Conseguir reducir estas emisiones y su impacto sobre la calidad del aire del entorno es una tarea en la que el Puerto está trabajando desde hace muchos años.

Las condiciones meteorológicas son el factor determinante de la dispersión de los contaminantes para la atmósfera y, indirectamente, de la calidad del aire. Asimismo, muchas actividades portuarias pueden verse afectadas en situaciones meteorológicas adversas, especialmente de viento y lluvia, que pueden obligar a limitar e incluso interrumpir las operativas marítimas y terrestres por motivos de seguridad.

El Puerto de Barcelona dedica un esfuerzo especial a monitorizar las variables meteorológicas y las concentraciones de contaminantes presentes en el aire ambiente con una red propia de estaciones meteorológicas y de calidad del aire.

Por otro lado, el Puerto está poniendo en marcha acciones encaminadas a conseguir reducir las emisiones a la atmósfera de las actividades portuarias, que se engloban en el Plan de Mejora de la Calidad del Aire del Puerto de Barcelona (versión en catalán).

Para realizar consultas y observaciones sobre este Plan, tal como se establece en la Resolución de la Dirección General del Port de Barcelona de fecha 19/10/2016, pueden escribir a qualitat.aire@portdebarcelona.cat.